0
0
0
s2smodern

En el contexto de una crisis política interna de pocos precedentes (el único de su calado es el Watergate de NIxon) Donald Trump, dejó Washington para realizar su primera gira a Oriente y Europa. Un viaje bien planificado con paradas en el mundo árabe, judío y católico. Y -al menos hasta ahora- con un discurso basado en la política de seguridad y la estabilidad, llamando a la unión contra el extremismo yihadista y urgiendo a los musulmanes a aplastar el terrorismo "sin esperar a que sea el poder estadounidense el que destruya a este enemigo"

Es una gira política, pero también de jugosos negocios. Trump cerró ventas de armamento en Riad por 100.000 millones de dólares (la más alta de la historia de Estados Unidos) y dejó amarradas transacciones comerciales por otros 270.000 millones.

El periplo lo lleva ahora a Israel y Palestina, a la sede de la OTAN en Bruselas, a encontrarse con el Papa Francisco en el Vaticano y a la Cumbre del G-7 en Sicilia.
La gira es una prueba de fuego. Los asesores cruzan los dedos esperando que no esboce ningún desatino. Donald Trump sigue siendo un elefante en una cristalería.

En la capital estadounidense, mientras tanto, la situación es color de hormiga. Tras el remezón provocado por la destitución del Director del FBI James Comey, el nombramiento del poderoso fiscal Robert Muller III para investigar la posible colusión de intereses entre cercanos colaboradores de Trump y los rusos, no presagia tranquilidad alguna en el ambiente, sino todo lo contrario. Y los rumores de una eventual impugnación del Mandatario se repiten cada vez más en los círculos políticos.

En medio de tal incertidumbre, el Secretario de Defensa James Mattis, afirmó que una intervención militar de Estados Unidos en Corea del Norte sería una tragedia; lo que generó tranquilidad dadas las declaraciones de Mr. Trump semanas atrás.

De esta inédita coyuntura y sus implicaciones conversamos con el politólogo Guillermo Barquero Chacón en Hablando Claro.

Escuche acá este programa 

Hablando ClaroEs un espacio de opinión que se apropia de las tecnologías de comunicación e información para crear un espacio deliberativo y constructivo, que contribuya al fortalecimiento de la libertad de expresión, congruente con la defensa de la democracia y la institucionalidad, para enfrentar los principales desafíos de nuestro país.

Este proceso evolutivo de Hablando Claro está ligado al desarrollo de un proyecto radial de la periodista Vilma Ibarra Mata cuya primera etapa se desarrollo entre los años 1995 y 1998. La segunda fase arrancó en febrero del 2007 y consolida esta plataforma de opinión en Radio Columbia.

Ahora, ésta nueva ventana aprovecha el desarrollo tecnológico para continuar con el compromiso periodístico y fundamentalmente ético que genera conocimiento, información y pensamiento en un marco de respeto y aportes de connotados profesionales.

Últimos programas

27
Jun2017

Qatar, el terrorismo y la crisis diplomática de Medio Orient...

Por "apoyar a grupos terroristas y sectarios que perturban la estabilidad de la región". Con ese arg...

26
Jun2017

Los frentes de batalla de la Administración Solís en el cont...

Un nuevo flanco abierto también para la Administración Solís Rivera, pues ahora los sindicatos de ed...

23
Jun2017

El crimen organizado en Costa Rica, ¿Cómo entender el fenóme...

Cada vez tenemos más evidencias de la acción delincuencial en el país y las autoridades tienen certe...

22
Jun2017

Venezuela y la situación política en América del Sur, con Ca...

En ese contexto, la Asamblea de la Organización de Estados Americanos (probablemente la más importan...

Contacto

Radio Columbia
Zapote, 400m al Oste de Casa Presidencial
2224-0707
2524-1580

Radio Columbia